Barcelona y sus motivos para fichar a Luuk de Jong

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Un par de emails enviados a tiempo evitaron que su fichaje se frustrara en pleno final de mercado. En un movimiento de fichas donde Antoine Griezmann puso rumbo al Atlético de Madrid, Barcelona no dudó un segundo y fue por un punta que le permita a Koeman cerrar el plantel con un prototipo de jugador que hasta entonces no tenía en su equipo. Estos fueron los motivos que llevaron a la directiva a quedarse con Luuk de Jong.

El neerlandés será propiedad de los Culés hasta junio de 2022 con una opción de compra impuesta desde Sevilla por un punta que si bien no contaba para Lopetegui, sigue siendo un efectivo del club de cara a los próximos mercados. A sus 31 años, este tanque de 1,88 metros sabe que vendrá para sumar desde el banquillo, pero igualmente para aportar un perfil que hasta entonces no se encontraba en el primer equipo.

 

Las razones de un potencial fichaje a futuro

Mundo Deportivo confirma que Koeman pidió hasta último minuto la llegada de un 9 de área que pueda cazar balones en alto cuando los rivales estén metidos en los últimos metros. Barcelona no cuenta con una gran variedad de estilos en ataque. Si bien Agüero o Braithwaite han cumplido en innumerable ocasiones ese rol de ariete a lo largo de su carrera, ninguno es una garantía ante centrales de 1.90 metros que despejen todo lo que caiga en su área.

De Jong entró en la órbita del club por sus goles en Andalucía, pero sobre todo por lo que puede aportar en esos partidos donde haya que marcar la diferencia en los minutos finales ante rivales que sean un muro en el Camp Nou. Sabiendo que desde la directiva le piden jugar ese fútbol agresivo y combinativo que llevó al club a lo más alto desde un 4-3-3, Koeman eligió a su compatriota para que entre en juego lo menos posible mientras todo lo que caiga a su alrededor sean situaciones de remate.

El DT pidió un 9 para ese 4-3-3 que se hace innegociable en Can Barça para la 2021/2022 y ya lo tiene. Luuk de Jong tendrá 12 meses para ganarse a un Camp Nou donde las salidas de Messi y Griezmann suponen una fuga de goles que el holandés quiere empezar a llenar desde el primer minuto.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.