El Barcelona debilita la plantilla a cambio de salvar la economía

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Barcelona, 1 sep (EFE).- La situación económica del Barcelona es tan dramática que la madrugada del martes al miércoles se celebraron como una gran victoria en los despachos del Camp Nou el cierre de unas operaciones, la marcha de Antoine Griezmann y la llegada de Luuk de Jong, que debilitan a la plantilla pero que permiten coger aire a los números de la entidad, con una deuda de 1.350 millones de euros.

Durante este mercado de verano el club azulgrana se ha centrado en rebajar imperiosamente la masa salarial, que antes de la marcha de Leo Messi suponía un 110% de los ingresos del Barça, para poder cumplir con el límite salarial de LaLiga (del 70%, ahora situado en los 348 millones) y a hacer caja con jugadores que ha considerado prescindibles.

En este sentido, la ventana se ha cerrado satisfactoriamente para la entidad presidida por Joan Laporta, que sentenció que no piensa permitir que el Barça deba convertirse en una Sociedad Anónima Deportiva, el peligro que acecha si no se conseguir revertir esta situación económica.

La Cadena SER informó que para el curso 2021-2022 el club tiene proyecciones económicas que apuntan a nuevas pérdidas millonarias después de acumular 481 millones en el ejercicio 2020-2021.

El Barça ha logrado deshacerse de 126,6 millones de euros en salarios netos, según datos del portal 'Salary Sport', al desprenderse de Messi (71), Griezmann (36), Francisco Trincao (8), Junior Firpo (6), Emerson Royal (3), Ilaix Moriba (2) y Matheus Fernandes (0,6). Además, ha conseguido las adecuaciones salariales de los capitanes Sergio Busquets, Gerard Piqué y Jordi Alba, de las cuales aún no se han explicado las cifras.

Sin estas operaciones el Barça no hubiese podido inscribir a los cinco fichajes de este curso: Memphis Depay, Eric Garcia, Sergio 'Kun' Agüero, Luuk de Jong y Emerson Royal, quien finalmente ha acabado poniendo rumbo a Londres para jugar en el Tottenham.

Ahora el brasileño Philippe Coutinho, que no tuvo asegurada su continuidad en el Barça hasta el tramo final del mercado y que sale de una grave lesión de rodilla, pasa a ser el jugador mejor pagado de la plantilla azulgrana, con 24,5 millones anuales.

Le sigue Miralem Pjanic con 16,5, un jugador que no cuenta para Ronald Koeman. Pero no se le ha encontrado salida precisamente por sus altas pretensiones salariales. Un caso prácticamente idéntico al de Samuel Umtiti, que ahora será el sexto jugador mejor pagado de la plantilla con 13 millones de euros.

Por otro lado, el Barça ha hecho caja con traspasos. Sumando los fijos y los variables podría llegar a ingresar 137,1 millones de euros por este concepto.

Uno de los traspasos es el de Emerson, que fichó este martes por el Tottenham por 25 millones de euros. Aunque el Betis se llevará un 20% del traspaso, unos 5 millones. Por lo tanto, el beneficio para el Barça, teniendo en cuenta que el valor contable neto del jugador era de 16,2 millones, será de 3,8.

Pero el gran adiós del último día de mercado fue el de Antoine Griezmann, que se va cedido al Atlético de Madrid por una temporada más otra opcional. El jugador no regresará a la disciplina azulgrana porque la entidad 'colchonera' tiene una opción de compra obligatoria. Diferentes medios aseguran que durante la cesión el Atlético pagaría 10 millones de euros al Barça y 40 más cuando deba hacer efectiva la compra.

Este martes también se oficializó la marcha de Ilaix Moriba al Red Bull Leipzig traspasado por 16 millones más 6 en variables y la de Rey Manaj al Spezia como cedido por 300.000 euros hasta el 30 de junio de 2022 y una opción de compra no obligatoria de 2,7 millones.

Otras operaciones que ha cerrado el Barça este verano han sido la venta de Junior Firpo al Leeds United por 15 millones de euros, la de Carles Aleñà al Getafe (5), la de Sergio Akieme al Almería (3,5) y la de Konrad de la Fuente al Olympique de Marsella (3).

Además, Francisco Trincao ha sido cedido al Wolverhampton con una opción de compra obligatoria (que se sitúa alrededor de los 30 millones) y el Barça ha percibido 1,8 millones de euros por el traspaso de Marc Cucurella al Brighton procedente del Getafe.

En cambio, todos los jugadores que han llegado al Barça lo han hecho libres (Memphis, Eric Garcia, 'Kun' Agüero) o en forma de cesión (Luuk de Jong).

La marcha de Griezmann es un nuevo golpe a la capacidad del Barça para encontrar nuevos patrocinadores e ingresos a nivel internacional después del adiós de Messi. Y esto sucede cuando el club debe atar a un nuevo patrocinador para el frontal de la camiseta (Rakuten finaliza contrato en 2022) y otro para la manga izquierda (ahora está libre tras la renuncia de Beko).

Sergi Escudero

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.