Argentina: innovación táctica para Mac Allister y el N°9 sin doble de cuerpo

·6  min de lectura
La formación argentina frente a Estonia: rodaje para piezas alternativas en la búsqueda de conformar la lista definitiva de la selección para el Mundial de Qatar 2022
Tato Pagano

Una prueba, un ensayo. Un ejercicio, de los últimos, para sacar conclusiones y terminar de delinear la lista de jugadores para el Mundial de Qatar. Un rival accesible, de escaso vuelo, no resultó medida por las dificultades que tuvo que sortear la Argentina, aunque la goleada 5-0 sobre Estonia también le permitió al seleccionador Lionel Scaloni tomar apuntes, observar desempeños, movimientos, actitudes…

La alineación titular no ofrece espacios, asientos libres, pero en la Copa del Mundo se necesita más que 11 jugadores para ilusionarse con la corona. El cuerpo técnico también debe experimentar con otros futbolistas, con apellidos que le permitan realizar retoques sobre la marcha de la aventura, dentro de un mismo juego, adaptar sistemas tácticos a los intérpretes y que los actores se obliguen a desarrollar nuevas funciones. La presencia de Alexis Mac Allister como volante central resultó la evidencia más significativa de la innovación que propuso la Argentina en Pamplona, mientras que la ausencia de Lautaro Martínez resaltó lo que es una constante del ciclo: el Toro no tiene un doble de cuerpo y la Argentina debe repartir los goles en estrellas como Lionel Messi o Ángel Di María para saldar la cuota de gol.

Argentina - Estonia: Messi rompió una barrera que no estaba en los cálculos de nadie

Los futbolistas que militan en las ligas europeas iniciaran un período de vacaciones, los que juegan en el fútbol argentino se incorporarán a los clubes para desandar el torneo de la Liga Profesional y Scaloni, con Pablo Aimar y Walter Samuel, elaborarán informes, observarán videos, trazarán simulaciones y posibles situaciones para analizar quiénes serán los -¿26?- nombres que viajarán a Qatar. “Un poco era esa la idea, de ver con la camiseta de la selección a otros jugadores que se entrenan y juegan igual que los demás. Estoy contento por cómo afrontaron el partido: el rendimiento y cómo se afronta un compromiso es importante. El rival puede ser de los denominados no complicados, pero nosotros lo afrontamos como siempre y eso demuestra cómo se comporta el grupo y eso es lo mejor”, comentó Scaloni en la rueda de prensa en el estadio El Sadar, donde juega Osasuna, en la Liga de España.

De los nombres que se repiten en cada partido, el seleccionador utilizó a Messi, Rodrigo De Paul y Nahuel Molina. El resto de aquellos que saltaron a la cancha como titulares para medirse con Estonia son las piezas alternativas: Franco Armani, que prácticamente fue un espectador, demostró rapidez de piernas y concentración para desarticular un mano a mano ante Zenjov; los defensores se destacaron más en las proyecciones ofensivas -a Germán Pezzella le cometieron el burdo penal con el que la Argentina abrió la goleada; se afirma como primera alternativa de la fórmula Cristian Cuti Romero y Nicolás Otamendi-, que por la marca y el deber de controlar a un atacante punzante.

Juan Foyth, Germán Pezzella y Alexis Mac Allister, que jugó como volante central ante Estonia en Pamplona
Twitter @argentina


Juan Foyth, Germán Pezzella y Alexis Mac Allister, que jugó como volante central ante Estonia en Pamplona (Twitter @argentina/)

Con un rival que no ofrecía equivalencias y que protagonizó algunas acciones amateurs -el insólito penal que cometió el arquero Matvei Igonen; el desentendimiento de Konstantin Vassiljev al interpretar que iban a sancionar falta en la jugada que derivó en el cuarto gol son algunos ejemplos-, descubrir cómo la Argentina desnudaría todas esas fragilidades fue la temática de la mayor parte del examen. Y ahí entró el rol de Mac Allister, un tradicional enganche que se reinventó para jugar como volante central. “Una posición nueva, intento adaptarme y tomarle la mano. Creo que de poder seguir trabajándola lo haré mejor: está pasando en todo el mundo que al no jugarse con el clásico N°10, los jugadores se ajustan. Me siento cómodo y me gusta, pero tengo que seguir aprendiendo”, remarcó el jugador de Brighton, que de trazar comparaciones se desempeñó como un doble de Leandro Paredes.

Será difícil determinar cuánto le hubiera costado la recuperación, porque Estonia jugó replegada; parado en el eje central fue prolijo con la pelota, con libertad para convertirse en una salida limpia, con la ventaja de que nunca estuvo bajo presión. Sin demasiados espacios, no jugó en largo ni profundizó, un ejercicio que ejecutaron Messi y Papu Gómez, con el aporte constante de los laterales Molina y Acuña, que ensanchaban el terreno.

Mac Allister fue uno de los jugadores que eran fijos en los llamados de Fernando Batista, cuando el Bocha dirigía la Sub 23, y Scaloni lo citó en las dos últimas ventanas para el cierre de las eliminatorias -Venezuela y Ecuador-, la Finalissima con Italia -el único partido en el que no tuvo acción- y Estonia. Con el resultado 4-0, Juan Foyth -un defensor que se inició como enganche y también jugó como volante central en las inferiores de Estudiantes- tomó su lugar por unos minutos, ya que más tarde, con el ingreso de Nicolás González, pasaría a ser parte de la línea de tres que diseñó Scaloni para disputar el cuarto de hora final del encuentro. “Son cosas que nos podemos permitir hacer ahora, son cosas positivas”, rescató el entrenador, que prueba variantes para repartir funciones entre Paredes, De Paul, Lo Celso, Papu Gómez, Mac Allister, Exequiel Palacios...

Julián Álvarez enseñó soltura en los movimientos y rápida asociación, pero falló en la definición
Tato Pagano


Julián Álvarez enseñó soltura en los movimientos y rápida asociación, pero falló en la definición (Tato Pagano/)

La Argentina convirtió cinco goles a Estonia y los cinco llevaron la firma de Messi. El miércoles, con Italia, en Wembley, quien marcó el camino del triunfo 3-0 fue Lautaro Martínez, el goleador del ciclo y que con sus estadísticas ensombrece a aquellos que se presentan como reemplazantes. En El Sadar, las limitaciones del rival invitaron a olvidarse del Toro, tanto como que la histórica función de Lio también contribuyó para que nadie repare en el N°9 y sus reemplazos. Joaquín Correa y Julián Álvarez iniciaron el juego con la misión de conformar una doble punta y aunque fueron participativos ninguno pudo inscribir su nombre en el resultado.

Joaquín Correa abraza a Lionel Messi y Julián Álvarez se sumará al festejo; los dos delanteros quedaron reducidos por la histórica tarde de Lio, que acaparó todos los festejos ante Estonia
Tato Pagano


Joaquín Correa abraza a Lionel Messi y Julián Álvarez se sumará al festejo; los dos delanteros quedaron reducidos por la histórica tarde de Lio, que acaparó todos los festejos ante Estonia (Tato Pagano/)

El delantero de Inter, donde tuvo poca continuidad, es una alternativa que Scaloni utilizó en varios pasajes del recorrido cuando se ausente Lautaro Martínez. Con Estonia no tuvo oportunidades para anotar, aunque participó de la jugada del tercer gol; con el partido en sus primeros compases intentó habilitar a Julián Álvarez para abrir la cuenta. Actuó más recostado sobre la izquierda y se cerró para abrirle espacio a Marcos Acuña, que escaló la banda desde la defensa, un movimiento que se hizo repetitivo y con Messi como lanzador. En 17 partidos -14 con Scaloni- aportó tres goles, dos en el actual ciclo.

Tampoco Álvarez, la joya forjada en River, pudo celebrar: tuvo chances y el arquero estonio le ahogó el festejo. En el primer tiempo remató desde fuera del área, pero débil; en el complemento tuvo otras dos situaciones -una la forzó él y la otra tuvo la asistencia de Papu Gómez-, y el guardavalla Igonen se impuso en los duelos. Con una apertura para Molina, se involucró en la acción del tercer festejo de Messi, que definió como N°9, en el punto penal. Enseñó soltura para entrar y salir de las jugadas y generosidad de movimientos para generarle espacios al compañero.

La Argentina se enfoca en Qatar y el seleccionador Scaloni en cerrar la lista de jugadores. El juego de los ensayos es una fórmula efectiva para completar casillero.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.