Argentina - Brasil: el Richarlison que nadie conoce, un delantero que juega y genera influencia más allá de lo que se vea en los cruces con los argentinos

·7  min de lectura
Richarlison, delantero de Brasil, frente a Nicolas Otamendi en la final de la Copa América; un personaje singular que va más allá de sus cruces con los futbolistas del equipo de Scaloni. (AP Photo/Andre Penner)
Andre Penner

SAN PABLO.- Si hoy existe una especie de “enemigo” de la selección argentina, ese es Richarlison. Al menos, en el inconsciente colectivo. El público en general se enteró de las últimas peleas en las redes sociales con los futbolistas dirigidos por Lionel Scaloni, también de algunos cruces en los campos de juego con Cuti Romero en la Premier League. Pero el jugador (valorado por su velocidad y capacidad de desequilibrio ofensivo en Everton y la selección brasileña) se destaca por un perfil humanista y de compromiso social que pocos conocen .

Tiempo antes de que la palabra “burbuja” adquiriese una nueva simbología, Richarlison de Andrade, conocido simplemente como el “Pombo” (Palomo) de Nova Venecia, Espírito Santo (región sudeste de Brasil), decidió reventar definitivamente la suya; no la del aislamiento social, precisamente, sino ese globo impenetrable que en muchas ocasiones termina asfixiando la voz de los futbolistas profesionales que, guionados por sus representantes y en virtud de no perjudicar sus vigentes y futuros contratos, adoptan el silencio como idioma -postura comprensible, por cierto, en el mundo de la “cancelación”.

Por otro lado, también amerita el reconocimiento de propios y extraños la figura que decide hacer uso de su influencia para manifestarse, para ayudar o para reclamar ante lo que considera injusto. Es el caso del delantero brasileño de Everton, de Inglaterra, que suele valerse de sus redes sociales, con más de cinco millones de seguidores, para hablar sobre tópicos que van desde racismo, homofobia y vacunación hasta pícaras provocaciones contra la selección Argentina , por ejemplo, como sucedió con Cuti Romero y Rodrigo De Paul. Injusto parece ser, sin embargo, quedarse solamente con este último, el Richarlison del “se busca rival en Sudamérica” que, por cierto, ya fue muy bien retrucado por los de Lionel Scaloni bajo el mismo tono.

A pesar de no estar entre los convocados por Tite para la doble jornada de Eliminatorias por lesión, y de perderse un partido que seguramente le hubiese encantado jugar, ante la albiceleste en San Juan, Richarlison siempre dirá presente en las vísperas de un clásico. En las últimas horas, desde sus diferentes perfiles, hizo alusión a la clasificación asegurada de Brasil para Qatar 2022 con el emoji de un avión y hasta posteó una foto con Guilherme Arana, ambos con la Canarinha, con la palabra “Saudades” (algo así como “extrañando”).

Sobre la foto con la medalla olímpica que algunos medios argentinos entendieron como un “ataque encubierto” , vale aclarar que la publicación hacía referencia a su elección como el mejor jugador de fútbol del año por parte del Comité Olímpico Brasileño (COB).

También en una de sus últimas apariciones, para que quede claro su perfil siempre oscilante entre el muchacho pícaro, el goleador y el ser humano con conciencia social, el Pombo escribió una carta en la edición brasileña del sitio The Players’ Tribune. “Les voy avisando que la charla esta vez no es de fútbol. Los pibes que me siguen por mis goles y mi bailecito del palomo (¡pruuu! por el gorjeo de la paloma) podrán pensar que es algo aburrido pero, humildemente, les pido unos minutos de atención para leer lo que escribo”, comenzó el artillero.

Richarlison y Neymar, compinches en la selección Brasileña
Prensa CBF


Richarlison y Neymar, compinches en la selección Brasileña (Prensa CBF/)

En el texto, “POR FAVOR, NO DEJES DE VACUNARTE”, así, en mayúsculas, Richarlison insta a los lectores que no se vacunaron -por decisión propia- contra Covid-19 a que lo hagan “cuanto antes”. “Lo que me preocupa es que no se vacunen no por atraso en la entrega de la vacuna ni por la falta de inmunizantes, sino por decisión propia. Me duele, de verdad”, escribió en su manifiesto. “No tengo dudas de que las vacunas son confiables, muchos se rompieron el lomo para que así sea”, agregó.

Aún dentro de la misma carta publicada por The Players’ Tribune, el delantero brasileño cuenta los motivos que lo llevaron a convertirse en embajador de USP Vida, un programa perteneciente a la Universidad de San Pablo que recaudó más de 20 millones de reales (casi 4 millones de dólares) para estudios científicos, que van desde vacunas hasta respiradores más accesibles contra el Coronavirus.

El tenso cruce con Cuti Romero en la Premier

El tenso cruce entre Cuti Romero y Richarlison en la Premier League
El tenso cruce entre Cuti Romero y Richarlison en la Premier League


El tenso cruce entre Cuti Romero y Richarlison en la Premier League

“No muchos científicos tienen grandes bases de seguidores para divulgar sus acciones. Nosotros, deportistas profesionales, sí tenemos esa herramienta. Muchos de mis colegas prefieren preservarse y los entiendo, porque el de las redes es un ambiente pesado, lleno de haters”, explicó Richarlison. “Sé también que cada vez que escribo lo que pienso, muchos sienten que los estoy atacando, o que estoy en contra de algún político, algún club. No es así, pero no importa, no me molesta perder seguidores cuando voy detrás de lo que realmente importa” , agregó.

Sobre su infancia humilde en Nova Venecia, una ciudad que apenas supera los 50.000 habitantes, Richarlison recuerda los esfuerzos y entiende que, justamente por quienes hoy sufren como ya sufrió, no puede quedarse callado. “Vivíamos cinco en dos ambientes. Mi mamá trabajaba todo el día, era una guerrera, pero aún así no alcanzaba. Por eso a los 11 años salí a vender helados, como mi bisabuelo. ¡Hay heladoo, heladoooo!”, dijo. Sin embargo, por muchos helados que vendiese, la plata no alcanzaba.

Rodrigo De Paul le respondió la gastada a Richarlison, uno de los que se burló de la eliminación de Argentina
Instagram Rodrigo De Paul


Rodrigo De Paul le respondió la gastada a Richarlison, uno de los que se burló de la eliminación de Argentina (Instagram Rodrigo De Paul/)

Así, mientras entrenaba para alcanzar su sueño de ser futbolista, también salió a la calle a vender bombones hechos por su tía, se sumó a la recolección manual en la cosecha de café bajo el sol fulgurante de su tierra y llegó a lavar decenas de autos por día. “El del lavadero fue mi peor trabajo, me dolía todo el cuerpo cuando terminaba”, definió.

El campeón olímpico en Tokio 2020, que también estuvo en la final de la Copa América en el Maracaná, cuando la Argentina se consagró después de 28 años, tampoco se quedó afuera de las manifestaciones antirracistas nacidas en los Estados Unidos con el asesinato de George Floyd en mayo de 2020.

En su perfil, Richarlison se hizo eco del grito universalmente conocido como “Black Lives Matter” para postear una caricatura en la que aparecía Floyd junto a Joao Pedro, un adolescente brasileño que por aquellos días había sido baleado (falleció poco después) por la policía carioca en una operación antidrogas realizada en el Complejo de Favelas de Salgueiro, en Sao Gonçalo, región metropolitana de Río de Janeiro. “Hasta a mí ya me confundieron con un traficante en Espírito Santo, cuando volvía de jugar al fútbol”, comentó por entonces en una entrevista realizada por el diario Estado de Sao Paulo.

Giovani Lo Celso da Argentina disputa la pelota con Richarlison y Fred de Brasil, en la final de la Copa América. Foto: Heuler Andrey/DiaEsportivo/FotoBaires - Argentina
Heuler Andrey/DiaEsportivo/FotoBaires - Argentina


Giovani Lo Celso da Argentina disputa la pelota con Richarlison y Fred de Brasil, en la final de la Copa América. Foto: Heuler Andrey/DiaEsportivo/FotoBaires - Argentina (Heuler Andrey/DiaEsportivo/FotoBaires - Argentina/)

Lo cierto es que el delantero de 1m84 y 24 años siempre defiende causas, nunca partidos ni políticos. Ya pidió por “trabajo, educación y comida para el pueblo brasileño” en una carta abierta, se manifestó contra el abuso sexual de la influencer Mari Ferrer (“los hombres tenemos que dejar de minimizar lo que pasa con las mujeres, dejar de culpar a la víctima”) y, desde Liverpool, donde reside, hizo múltiples gestiones para entregar tubos de oxígeno en Manaos, capital de Amazonas, cuando estaban en falta durante los peores días de la pandemia.

Ahora bien, presentado el personaje en su integridad, cada uno puede elegir con qué Richarlison quedarse o, al menos, entender qué tipo de persona es más allá de lo que haga dentro de la cancha. Así es el “futbolista más importante de Brasil” , como lo describió el periodista Martín Fernández en su columna del diario O Globo, titulada “Richarlison para Presidente”. A no confundir, el más importante no necesariamente es el mejor; se trata, apenas, de un personaje necesario en un país que vive momentos de profundos cambios, donde muchas veces los que deberían hablar prefieren esconderse.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.