Juan Manzur forzó un acuerdo con su vicegobernador para asumir como jefe de gabinete de Alberto Fernández

·2  min de lectura
Alberto Fernández abraza a Juan Manzur, este sábado, en La Rioja
Presidencia

El gobernador de Tucumán, Juan Manzur, selló hoy un acuerdo cara a cara con Osvaldo Jaldo, su vicegobernador y rival político. Acordaron que Manzur se pedirá licencia para asumir como jefe de gabinete de Alberto Fernández y que el Poder Ejecutivo provincial quedará en manos de Jaldo, que desafió al gobernador en las urnas hace ocho días.

“Al ausentarse temporalmente el señor gobernador quien se va a hacer cargo del Poder Ejecutivo es quien habla”, dijo Jaldo hoy, en una conferencia de prensa posterior a la reunión que tuvo con el futuro líder de los ministros nacionales.

También confirmó que habló en “tres o cuatro oportunidades” con el presidente Alberto Fernández y que también lo llamaron el senador Oscar Parrilli -emisario de la vicepresidenta Cristina Kirchner-, Sergio Massa y el mismo Manzur, que abordará el avión de la provincia para asistir, a las 16, a la jura como jefe de gabinete de la Nación. “¿Ya es gobernador?”, le preguntaron a Jaldo, que respondió: “Cuando carretee el avión”.

Solo en Off: Victoria Donda, entre los restos de una paella y la indigestión del Presidente

Antes, el vicegobernador “felicitó” a su Manzur por su nuevo cargo, en un mensaje con más carga de ironía que de sentimiento. “Felicitamos y valoramos la actitud del gobernador @JuanManzurOK en estos momentos difíciles de asumir como jefe de Gabinete en el gobierno de nuestro presidente @alferdes y nuestra vicepresidenta @CFKArgentina, poniéndonos a disposición en lo que haga falta” , escribió Jaldo en Twitter.

A la polémica se sumó en las últimas horas la titular del partido PRO, Patricia Bullrich, quien le pidió a Alberto Fernández “no entrometerse” en la situación interna de la provincia. “ Presidente: ofrecer cargos a un vicegobernador electo para que el elegido jefe de gabinete Juan Manzur pueda seguir ‘controlando’ su provincia, es una práctica típica de un poder clientelar. La pagamos con el dinero público y viola la idoneidad constitucional para los cargos ”, afirmó en su cuenta de Twitter.

“Presidente: absténgase de entrometerse en el orden legal sucesorio de la provincia con plata de los argentinos. Es una negociación incompatible con la ética que deberían tener un presidente y un gobernador”, agregó Bullrich a través de la red social.

Noticia en desarrollo

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.