Andrés Molteni, campeón de dobles en Kazakhstán: se sacó la espina tras el descenso en la Copa Davis

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Cuatro años después de haber sido parte del equipo argentino de Copa Davis que perdió el repechaje con Kazakhstán en Astana, el doblista Andrés Molteni se dio el gusto de ganar el título ATP allí, en pareja con el mexicano González.
Cuatro años después de haber sido parte del equipo argentino de Copa Davis que perdió el repechaje con Kazakhstán en Astana, el doblista Andrés Molteni se dio el gusto de ganar el título ATP allí, en pareja con el mexicano González.

A Andrés Molteni le tocó debutar en el equipo argentino de Copa Davis a los 29 años, en un desafío espinoso. Fue como doblista, en septiembre de 2017, en el repechaje frente a Kazakhstán, en Astana (en marzo de 2019 el nombre de la ciudad cambió a Nur-Sultán, en honor a Nur-Sultán Nazarbáyev, que fue presidente entre 1991 y 2019). El equipo nacional, capitaneado por Daniel Orsanic, perdió 3-2 y, diez meses después de conquistar la Ensaladera, descendió a la Zona Americana.

El desafío no fue sencillo para Molteni -ni para ninguno de los convocados-. La serie tuvo una carga anímica muy pesada y los locales, impulsados por el experimentado Mikhail Kukushkin, fueron superiores. Con la serie 1-1, Molteni (era 48° del ranking de dobles) y Máximo González (148°) cayeron por 5-7, 6-4, 7-5 y 6-4 frente a Timur Khabibulin (272°) y Aleksandr Nedovyesov (320°) y la Argentina quedó 1-2, sin margen de error. Al otro día, Kukushkin venció a Diego Schwartzman por 6-4, 6-4 y 7-6 (7-2), definiendo la serie.

Repechaje de la Copa Davis 2017, ante Kazakhstán en Astana: Molteni y Machi González cayeron en el tercer punto; la Argentina terminaría perdiendo 3-2 y descendiendo a la Zona Americana.
Sergiy Kivrin


Repechaje de la Copa Davis 2017, ante Kazakhstán en Astana: Molteni y Machi González cayeron en el tercer punto; la Argentina terminaría perdiendo 3-2 y descendiendo a la Zona Americana. (Sergiy Kivrin/)

Cuatro años después de aquel sinsabor por la Copa Davis, la misma capital kazaka le obsequió satisfacciones al propio Molteni. De 33 años y actual 62° del ranking, el jugador que empezó a practicar el deporte de las raquetas en CUBA Villa de Mayo y al poco tiempo se sumó al Buenos Aires Lawn Tennis Club, conquistó el título de la especialidad en el ATP 250 de Nur-Sultán (superficie dura, bajo techo y con US$ 541.800 en premios), en pareja con el mexicano Santiago González (38 años; 48° del mundo). En la final derrotaron al bielorruso Andrei Vasilevski y a Jonathan Erlich (argentino nacionalizado israelí) por 6-1 y 6-2, en 59 minutos.

El de Nur-Sultán es apenas el tercer torneo en el que los latinoamericanos juegan juntos. Lo hicieron por primera vez en el último US Open, alcanzando la tercera ronda. A continuación, ganaron el Challenger de Szczecin, Polonia, sobre polvo de ladrillo. Y en Kazakhstán, donde fueron los primeros preclasificados, se dieron el gusto de obtener el primer título ATP de la pareja. Para González representa el 15° título ATP en dobles, mientras que para Molteni es el séptimo (el primero fue en Atlanta 2016, con Horacio Zeballos; el último había sido en el Córdoba Open 2019, con el checo Roman Jebavy). Con Zeballos también vivió un momento especial esta temporada, en julio: formaron pareja de dobles en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 (perdieron en la primera ronda ante los británicos Jamie Murray y Neal Skupski).

El mexicano González y el argentino Molteni, una pareja que está mostrando muy buena química en el tour desde que se formó, en el último US Open.
El mexicano González y el argentino Molteni, una pareja que está mostrando muy buena química en el tour desde que se formó, en el último US Open.


El mexicano González y el argentino Molteni, una pareja que está mostrando muy buena química en el tour desde que se formó, en el último US Open.

“Estoy muy contento por ganar mi séptimo torneo ATP. Empecé a jugar con Santi hace poco y ya tenemos buenos resultados. Ahora volví al mismo lugar que en la Davis de 2017, el mismo club [el centro nacional de tenis kazako], pero fue un poco distinto porque pintaron las canchas y está más lento. En ese entonces me acuerdo que era todo bastante más rápido. Obvio que tengo sensaciones encontradas porque no pudimos ganar aquella serie, pero sabíamos que era un partido duro; ellos de local siempre tuvieron buenos resultados. Por eso estoy contento de haber ganado acá, de sacarme la espina de Kazakhstán” , le contó Molteni a LA NACION, antes de continuar la aventura.

Molteni y González en la premiación del ATP de Nur-Sultán; en el medio de los doblistas, Bulat Utemuratov, el poderoso presidente de la Federación de tenis de Kazakhstán.
Molteni y González en la premiación del ATP de Nur-Sultán; en el medio de los doblistas, Bulat Utemuratov, el poderoso presidente de la Federación de tenis de Kazakhstán.


Molteni y González en la premiación del ATP de Nur-Sultán; en el medio de los doblistas, Bulat Utemuratov, el poderoso presidente de la Federación de tenis de Kazakhstán.

El próximo destino de Molteni y González será Sofía, Bulgaria, para competir en el ATP 250, en canchas de acrílico sobre madera. Luego, al menos para Molteni, llegarán algunos días de descanso en Buenos Aires antes de volver al circuito para los últimos ATP bajo techo del calendario, seguramente con el alivio personal por haber logrado celebrar en el mismo lugar en el que hace cuatro años le tocó sufrir.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.