De la alegría de Di María, Vinicius y Gio Simeone al susto del 'Kún' Agüero

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·8  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Madrid, 31 oct (EFE).- El gol y la asistencia del argentino Ángel Di María, el doblete del brasileño Vinícius Júnior, que dieron el triunfo al PSG y al Real Madrid, respectivamente, los 'pinchazos' caseros del Liverpool y del Manchester City, que hace volar a un inabordable Chelsea, la cuesta abajo de un Juventus Turín azotado de nuevo por Gio Simeone, y el susto dado por Sergio 'Kún' Agüero, que se mareó en pleno partido con el Barcelona, protagonizaron este fin de semana en las grandes ligas del Viejo Continente.

EL CHELSEA VUELA, LIVERPOOL Y MANCHESTER CITY SON TERRESTRES, CR7 SALVA A SOLSKJAER

La Premier ve destacarse al Chelsea. El vigente campeón de Europa construido por el técnico alemán Tomas Tuchel roba los focos a un Manchester City de Pep Guardiola y un Liverpool de Jurgen Klopp que, en las casas de apuestas, pasan por ser los principales favoritos al título. 'The Blues' ('Los Azules') no piensan igual; y lo están demostrando jornada tras jornada sobre el terreno de juego.

Lo hizo este sábado en la visita a un Newcastle (0-3) notorio en los últimos meses por la llegada de una más que multimillonaria propiedad, al ser comprado por el príncipe heredero de Arabia Saudita, y que mucho deberá de tirar de talonarios para hacer de 'las urracas' el equipo campeón que desean sus nuevos dueños. El Chelsea, pese a la baja de su 'tanque' belga Romelu Lukaku (lesionado), desbordó a su rival en la segunda mitad y de la mano del joven defensa Reece James, autor de un doblete que luego acompañó el gol del italobrasileño Jorginho.

No hizo lo mismo el Liverpool, que con todas sus estrellas desaprovechó en casa un favorable y temprano 2-0 ante el Brighton (2-2), equipo que con esta igualada suma cuatro empates y una derrota en sus cinco últimos encuentros, pero que marcha en una buena séptima plaza. Ahora, los de Klopp son segundos, a tres puntos ya del Chelsea.

Pero peor, y más sorprendente, fue la derrota del Manchester City en su Etihad Stadium con el Crystal Palace (0-2), equipo en la decimotercera plaza pero que parece saber como opcar a su ilustre rival. Y es que en diciembre de 2017 le rompió la racha de 18 partidos seguidos ganados que ostentaba entonces. Además, en 2018 les venció este mismo escenario. Poca justificación se antoja la expulsión de Aymeric Laporte al borde del descanso, pues ya se iba con 0-1. 'Los ciudadanos' son terceros a cinco puntos de quien les amargó en la última final de la 'Champions'.

El técnico noruego Ole Gunnar Solskjær parecía tener las horas contadas en el banquillo del Manchester United. La visita el sábado al Tottenham, equipo que le precedía en la clasificación parecía ser su 'tumba'. Pero surgió Cristiano Ronaldo, autor del primer gol y de la asistencia en el segundo al uruguayo Edinson Cavani, y le salvó 'el cuello', al menos de momento. Los 'diablos rojos' ganaron 0-3, respira el natural de Kristiansund, y le pasa la sensación de liquidación a su colega portugués Nuno Espirito Santo, ahora muy discutido al frente del conjunto londinense.

A FALTA DE MBAPPÉ...... DI MARÍA, CON UN MESSI EN SOMBRA Y SUSTITUIDO

El PSG recibió este viernes al Lille (2-1), vigente campeón, en un partido aparentemente muy favorable al equipo parisino y que se veía como una buena piedra de toque para evaluar casi todo el potencial de su plantel. No estaba Mbappé, con unos problemas de garganta, pero sí en liza desde el inicio Leo Messi, Neymar y Ángel Di María. Y tuvo que ser este último el salvador, quien sacó las castañas del fuego a un equipo que sigue sin gustar.

El Lille fue mejor, se adelantó a la media hora con el canadiense Jonathan David, mereció ampliar su ventaja y fue por delante en el marcador hasta el minuto 74. Antes, al descanso, había sido relevado un Messi desdibujado y que se dice notó las molestias musculares que ponían previamente en duda su presencia en el partido. Pero, a un cuarto de hora del final, apareció un ángel (Di María) que, primero, asistió al brasileño Marquinhos para el empate y, a dos minutos del final, marcó el definitivo 2-1.

Indudablemente, a efectos de clasificación, una derrota no habría representado drama alguno para el PSG, que domina con una ventaja que de aumenta como se espera le podría dar el título a falta de un cuarto de competición, pero esta victoria 'in extremis', en especial por lo mostrado, sigue dejando serías interrogantes sobre sus opciones en una Liga de Campeones que es su gran objetivo, su obsesión, y para la que ha invertido cientos de millones de euros. En LaLigue lleva ya ocho puntos al Niza, segundo clasificado.

VINÍCIUS YA NO ES JÚNIOR, AGÜERO DA EL SUSTO EN UN BARÇA PLANO, EL ATLETI GUSTA

Al brasileño Vinícius habría que quitarle ya el adjetivo de Júnior con el que se le acompaña al ser nombrado. A sus 21 años está realizando un inicio de temporada de maestro, de todo un 'sénior', que en algunas facetas de la vida empresarial se utiliza para designar a un profesional de rango y experiencia.

En la visita del Real Madrid a Elche, donde no estaba por descanso el francés Karim Benzema, el otro gran baluarte del equipo, Vini, como le llaman cariñosamente los madridistas, sentenció. Anotó los dos goles del triunfo (1-2), poniendo en liza su gran velocidad, su excelente regate, y, desde esta campaña, su acierto en el remate. Está siendo una pesadilla para la defensa rival, en competición europea y en liga española, su alegría transmite, está despejando las dudas que se le tenían, acallando las críticas -incluso demasiado feroces- que se le hacían. Ya se le queda muy atrás lo de 'Júnior'.

El Camp Nou veía estreno en el banquillo. Tras la destitución entresemana de Ronald Koeman, llegaba Sergi Barjuán, exjugador de éxito del club, actual técnico del segundo conjunto de la entidad, y el encargado de hacer la transición hasta la llegada de Xavi Hernández, en aras de desligarse del equipo catarí al que dirige con éxito. Se espera la reacción dentro del campo ante un Alavés luchando por no entrar en la zona de descenso y que se llevó un empate (1-1).

Lo que se vio fue la misma película vista con Koeman. Equipo plano, sin juego, muy gris e impotente. No hubo reacción. Y, al margen de los puntos cedidos, lo preocupante es que se sumaron bajas notables para el importante duelo del martes ante el Dinamo Kiev, en Liga de Campeones, donde el Barcelona se juega prácticamente su ser en la competición. El capitán Gerard Piqué sufrió una elongación en el sóleo de la pierna derecha, y el esperado Kún Agüero dio el susto al caer al suelo dando síntomas de malestar torácico. El argentino fue cambiado y llevado a un hospital, donde está siendo sometido a pruebas cardiológicas para descartar cualquier problema grave.

El Barcelona, en su peor inicio de Liga desde la campaña 2002-03, es noveno a ocho puntos de Real Madrid y Sevilla, y a seis de un Atlético de Madrid que cierra la zona Liga de Campeones.

Precisamente, el Atlético de Madrid, en medio de la lluvia, gustó ante el Real Betis del chileno Manuel Pellegrini (3-0), en el que es el mejor partido del centrocampista argentino Rodrigo de Paul desde que es atlético. No marcó -lo hicieron el francés Yannick Carrasco, el portugués Joao Félix y, en medio, en propia puerta el bético Pezzella-, pero ejerció de líder y dejó muestras de lo mucho que puede aportar al conjunto del Cholo Simeone.

EL NÁPOLES NO CEDE, GIO SIMEONE EL AZOTE DE UN JUVENTUS NO LEVANTA CABEZA

El Calcio está viendo cambios importantes para su devenir presente y futuro. El Nápoles ha vuelto a ser el 'orgullo del Sur', lo que se elevó al infinito en la época de Diego Armando Maradona, y, en cambio, el norteño Juventus Turín va camino de vivir uno de sus mayores fracasos desde su vinculación con la familia Agnelli en 1923. Y es que el equipo napolitano se mantiene líder, con una sufrida victoria en la visita al Salernitana (0-1), mientras que el turinés es noveno y ya a dieciséis puntos de distancia, tras sumar en Verona su cuarta derrota en las once jornadas que se llevan de curso italiano (2-1), la segunda consecutiva, con solo un punto logrado en los tres últimos partidos.

La derrota del Juventus tuvo además un nombre propio en las filas locales: Gio Simeone, hijo del Cholo y que es su era italiana ya ha anotado seis tantos al conjunto juventino. Lo hizo estando en el Génova, con el Cagliari, y ahora con el Verona. Y firma siete días mágicos, pues hace apenas seis días le marcó cuatro al Lazio.

EL BAYERN SE DA UN PASEO TRAS EL KO COPERO

Prosigue el duelo entre el Bayern Múnich, defensor del título, y el Borussia Dortmund en la Bundesliga, con un punto de ventaja en favor del primero.

Un doblete del polaco Robert Lewandowski (doce ya en 10 jornadas de competición) condujo al equipo muniqués a una contundente victoria en casa del Unión Berlín (2-5), dejando atrás el desastre sufrido entre semana en Copa ante el el Borussia Monchengladbach (5-0). El Borussia Dortmund, sin el lesionado Erling Haaland, hizo lo propio ante el Colonia (2-0).

Lorenzo Martínez

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.