Akane Yamaguchi y Viktor Axelsen, nuevos campeones mundiales de bádminton

·3  min de lectura

Madrid, 28 ago (EFE).- La japonesa Akane Yamaguchi, que eliminó a la española Carolina Marín en cuartos de final, y el danés Viktor Axelsen obtuvieron los títulos mundiales de bádminton en los campeonatos que concluyeron este domingo en Tokio.

Yamaguchi repitió el oro que ganó en 2021 en Huelva (España) y se erige como la gran dominadora de este ciclo olímpico, a la espera de que Marín, de vuelta a las rondas finales de los torneos tras su grave lesión de rodilla, recupere su mejor forma.

No podía esperarse mejor final en Tokio, con la japonesa, defensora del título mundial, y la campeona olímpica, Yu Fei Chen, a uno y otro lado de la red. Yamaguchi tardó una hora y ocho minutos en doblegar a su rival y hacerse con el título por 21-12, 10-21 y 21-14. No había tenido que disputar un partido a tres juegos en todo el torneo.

En veintiuna ocasiones se habían enfrentado antes, con ventaja de 13-8 para la japonesa, que había sumado su último triunfo en marzo en el Abierto de Inglaterra por un cómodo 21-11 y 21-13.

Chen no la derrotaba desde 2019 y hoy estuvo a punto de acercarse, tras reponerse de un mal juego inicial con un segundo parcial brillante. Pero Yamaguchi siempre va de menos a más en los partidos y volvió a hacer gala de su sagacidad para encontrar los puntos débiles de su rival: con sus 156 centímetros de estatura acosó a Chen desde la red y no le permitió ponerse por delante ni una vez más. Tuvo ocho puntos de campeonato y aprovechó el tercero.

En la final masculina el danes Viktor Axelsen pasó como un vendaval sobre el tailandés Kunlavut Vitidsarn, por 21-5 y 21-16 e inscribió su segundo título de campeón del mundo, después del de 2017, en un palmarés en el que ya figura el de campeón olímpico.

Una ventaja de 16-4 en el primer juego despejó el camino al número uno mundial, que cerro el primer parcial sin sufrir. Fue distinto el desarrollo del segundo juego, con el tailandés más agresivo y sin nada que perder. Un empate a once fue la frontera a partir de la cual Axelsen volvió a exhibir su gran clase y con seis puntos seguidos enfiló hacia el oro mundial. Vitidsarn, decimosexto cabeza de serie, salvó cuatro puntos de partido antes de ceder ante el danés.

Axelsen sucede como campeón al singapurés Loh Kean Yew, que cayó en cuartos de final ante Vitidsarn, una de las grandes promesas del bádmiton mundial a sus 21 años, con tres mundiales júnior en su historial.

En dobles masculinos se impuso la pareja de Malasia formada por Aaron Chia y Wooik Yik Soh, bronce olímpico, que ganaron a los indonesios Mohammad Ahsan y Hendra Setiawan por 21-19 y 21-14.

En el dobles femenino repitió victoria por segundo año consecutivo la dupla que componen las chinas Chen Qincheng y Jia Yifan. Las subcampeonas hace un año en los Juegos de Tokio derrotaron en la final a las surcoreanas Kim So-yeong y Kong Hee-young por 22-20 y 21-14.

(c) Agencia EFE