Abierto de Palermo: Murus Sanctus la pasó mal un buen rato, pero al final no se dejó sorprender por Alegría

·3  min de lectura
Cuñados a contramano: Agustín Merlos, de Alegría, y Guillermo Caset, de RS Murus Sanctus, disputan una bocha que termina en poder del número 3, en la cancha 2 de Pilar de la AAP por el Campeonato Argentino Abierto de polo.
Rodrigo Néspolo

Por buena parte del tiempo pareció factible una nueva sorpresa en el Campeonato Argentino Abierto de polo. Al final, estuvo muy lejos de haberla, porque RS Murus Sanctus terminó imponiéndose a Alegría por 18 a 7 en la segunda fecha de la zona B, pero cuando el resultado era 5-5 al cabo de la primera mitad ya no era descabellado un nuevo impacto.

Que habría sido enorme, porque había 9 goles de handicap de distancia entre uno de los cuatro principales candidatos del certamen y el conjunto de menor valorización de los diez. Murus Sanctus presentó 37 goles en vez de los 39 de su formación titular, porque nuevamente el codo derecho le juega una mala pasada a Facundo Sola (9) y entonces Facundo Fernández Llorente (7) tomó su lugar. Pero el cuarteto azul seguía siendo ultrafavorito contra Alegría, cosa que puso en duda con una actuación bastante errática en los primeros chukkers.

Pedro Zacharias marca a Guillermo Caset, que lograr pegar un cogote de revés; ambos coincidieron en una rareza: anotaron un gol en contra.
Rodrigo Néspolo


Pedro Zacharias marca a Guillermo Caset, que lograr pegar un cogote de revés; ambos coincidieron en una rareza: anotaron un gol en contra. (Rodrigo Néspolo/)

El taqueo, que debería ser una fortaleza del equipo francés, sigue en deuda. Y sin él, no hay fluidez de juego, que es lo que está faltándole a Murus Sanctus. A pesar de contar con tres talentosos de 10 goles, sobre todo los dos del medio, el conjunto azul no logra engranarse y se seca en ataque. Así, no hace diferencias claras sobre los rivales más débiles y hasta ahora no ha vencido a los de su talla.

Alegría tiene mucho menos potencial, pero también buenas intenciones. Y cuando el adversario no está fino, Frederick Mannix, Agustín Merlos y compañía aprovechan para molestar. Con sus 28 de handicap, tener 5-5 al cabo de medio partido a un contrario de 37 es todo un mérito.

Atrapado y enredado: Tomás García del Río pega marcado por Fernández Llorente a su derecha y trabado por Caset a su izquierda.
Rodrigo Néspolo


Atrapado y enredado: Tomás García del Río pega marcado por Fernández Llorente a su derecha y trabado por Caset a su izquierda. (Rodrigo Néspolo/)

Pero como suele suceder en el rugby entre un seleccionado de primerísimo nivel y otro muy bueno pero inferior, en la segunda mitad el grande tomó la distancia que se esperaba. Murus Sanctus estableció un 13-2 en el parcial, ya cuando Pablo Mac Donough y Guillermo Caset empezaron a acertarles a la bocha y al arco. Claro que los caballos juegan su papel, también. Y ése es otro rubro en el que el ganador tenía mucha ventaja en este caso.

El equipo de la patrona francesa Corinne, que según señaló Juan Martín Nero fue “armado para ganar torneos”, terminó más a gusto un encuentro que pintaba como para preocupar. Y con dos buenas noticias: por un lado, La Natividad, su gran adversario por el pase a la final del Abierto como vencedor de la zona B, no está tan firme como parecía después de la final de Hurlingham (cayó en el debut en Palermo contra el clasificado Chapaleufú), y por el otro, Sola descansó como para recuperarse. Claro que eso puede no ser suficiente. Murus Sanctus debe mejorar en el juego. Y ser más constante, por supuesto.

Sapo Caset no está eficaz en los penales y cedió la ejecución; cuando el virtuoso número 3 creció, también lo hizo Murus Sanctus.
Rodrigo Néspolo


Sapo Caset no está eficaz en los penales y cedió la ejecución; cuando el virtuoso número 3 creció, también lo hizo Murus Sanctus. (Rodrigo Néspolo/)

Síntesis de RS Murus Sanctus 18 vs. Alegría 7

  • RS Murus Sanctus: Facundo Fernández Llorente, 7; Guillermo Caset, 10; Pablo Mac Donough, 10, y Juan Martín Nero, 10. Total: 37.

  • Alegría: Agustín Merlos, 7; Pedro Zacharias, 7; Tomás García del Río, 7, y Frederick Mannix, 7. Total: 28.

  • Progresión: Murus Sanctus, 2-0, 4-2, 4-3, 5-5, 7-6, 10-6, 14-7 y 18-7.

  • Goleadores de Murus Sanctus: Fernández Llorente, 2; Caset, 5 (1 de penal); Mac Donough, 9 (4 de penal); Nero, 1, y Zacharias, 1 (en contra). De Alegría: Merlos, 3; Zacharias, 2 (1 de penal); Mannix, 1, y Caset, 1 (en contra).

  • Jueces: Matías Baibiene y Martín Aguerre. Árbitro: Federico Martelli.

  • Cancha: número 2 del predio Alfredo Lalor (AAP), Pilar.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.