3-1. El Union tumba al campeón y se cita con el LAFC en la final

Redacción deportes (EE.UU.), 30 oct (EFE).- Con un gol y una asistencia del argentino Julián Carranza, el Philadelphia Union se impuso este domingo por 3-1 al New York City, vidente campeón, y se clasificó para la final de la MLS Cup, en la que se enfrentará al Los Ángeles FC del mexicano Carlos Vela en busca del primer título de su historia.

Por primera vez desde 2003, la final de la MLS Cup medirá al líder del Oeste, el LAFC, con el líder del Este, el Union: la mejor final posible para dos equipos que, con filosofías y proyectos deportivos completamente distintos, están a un paso de coronarse campeones.

El LAFC aprovechó el glamour angelino para potenciar a su plantilla con estrellas como el galés Gareth Bale o el italiano Giorgio Chiellini y formar un equipo que juega un fútbol espectacular y ganador; son menos conocidos los nombres del Union, pero el equipo de Filadelfia ha mostrado poderío en el campo, con grandes goleadas en la temporada regular y con una remontada de gran carácter este domingo ante el New York City.

Un choque de estilos y filosofías que dará su veredicto el próximo sábado en el Banc of California de Los Ángeles, donde se coronará el nuevo campeón de la MLS Cup. Tanto el LAFC como el Union pelearán por el primer cetro de campeón liguero de su historia.

MORÁLEZ ILUSIONA AL NYC

Se sobrepuso a las adversidades el Union, que perdió, en una primera mitad igualada y con pocas emociones, a su líder Alejandro Bedoya. El ex del Nantes aguantó hasta el descanso, antes de rendirse y ser sustituido.

Las cosas se le pusieron aún más complicadas al Union en el minuto 56, cuando Maxi Morález adelantó al New York City con un perfecto disparo raso cruzado de pierna derecha desde fuera del área, tras una excelente acción coral de su equipo.

Con la inercia a favor, el City tuvo una gran oportunidad para ampliar distancias, pero Blake, el mejor portero de la temporada regular, negó el segundo gol a Heber con una maravillosa parada ante el cabezazo del brasileño.

EL UNION, 3 GOLES EN 11 MINUTOS

Fue el punto de inflexión del encuentro. El Union recuperó confianza y aprovechó una distracción defensiva del peruano Alexander Callens para igualar el duelo con Carranza, quien fulminó al meta rival con un derechazo cruzado que entró por el segundo poste.

El argentino rompió una sequía que duraba desde el pasado 1 de septiembre y desató la euforia del Subaru Park. Lo haría de nuevo apenas 120 segundos después, cuando ofreció de cabeza al húngaro Daniel Gazdag la asistencia para que el ex del Honved marcara a placer la diana del 2-1 y completara la remontada.

Fue un golpe psicológico para el New York City, que sucumbió definitivamente en el 76, cuando Cory Burke anotó el 3-1 tras recuperar un balón ante Justin Haak y recorrió más de cincuenta metros para definir con la zurda ante Johnson.

Se abrió una fiesta en Subaru Park, que se llenó con 18.500 espectadores para apoyar al Union en un momento mágico para la ciudad.

Además de la final de la MLS Cup del próximo sábado, Filadelfia está en juego en la Serie Mundial de la MLB con los Filis, rivales del Astros de Houston para el trono mundial, y los Eagles son el único equipo invicto en la NFL.

.

- Ficha técnica:

3 - Philadelphia Union: Blake; Mbaizo, Glesnes, Elliott, Wagner; Bedoya (McGlynn, m.46), Martínez, Flach; Gazdag, Martínez, Uhre (Burke, m.62).

1 - New York City: Johnson, Haak (Andrade, m.78), Thiago Martines; O'Toole, Acevedo, Morález, Tinnerholm; Rodríguez, Pereira (Parks, m.65), Héber.

Goles: 0-1, m.56: Morález; 1-1, m.65: Carranza; 2-1, m.66: Gazdag; 3-1, m.76: Burke.

Árbitro: Allen Chapman (USA). Mostró cartulina amarilla a Martínez (m.39) y a Glesnes (m.93), del Union.

Incidencias: Partido correspondiente a las semifinales de los 'playoffs' de la MLS disputado en el Subaru Park de Filadelfia ante 18.500 espectadores.

Andrea Montolivo

(c) Agencia EFE