110-118: Los Grizzlies se imponen a los Spurs con un Morant muy inspirado

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Redacción Deportes (EE.UU.), 26 ene (EFE).- Los Memphis Grizzlies, con un Ja Morant muy inspirado que anotó 41 puntos, vencieron el miércoles a los Spurs (110-118) en San Antonio en un partido que, aun yendo por debajo en el marcador casi todo el partido, los locales lucharon hasta el final.

Los Spurs (18-31), en la duodécima posición de la Conferencia Oeste, recibían al equipo sensación de la temporada, los Grizzlies (33-17), en la tercera posición en la misma tabla.

Los anfitriones afrontaron la cita estimulados por una abrumadora victoria contra los Houston Rocket (104-134) la noche anterior como visitantes en la que batieron, con 82 puntos, su récord en la temporada de aciertos desde la pintura.

Pero los Spurs también sufrían el peso de haber perdido sus últimos tres encuentros seguidos contra los de Memphis y los últimos dos partidos en casa.

Los españoles no tuvieron suerte ya que ni Juancho Hernangómez en los Spurs ni Santi Aldama en los Grizzlies saltaron a la cancha.

El mejor del partido fue Ja Morant, con 41 puntos, 5 rebotes, 8 asistencias y 2 robos.

Le ayudaron en la victoria Jaren Jackson Jr. con 22 puntos, 9 asistencias y 6 tapones; y Desmond Bane, que en su regreso tras el coronavirus consiguió 20 puntos, 3 robos, 3 asistencias y un robo.

El más destacado de los Spurs fue Dejounte Murray con su triple-doble de 16 puntos, 10 robos, 11 asistencias y 2 robos.

GRIZZLIES GOLPEAN, SPURS RESPONDEN

La mayor parte del primer cuarto transcurrió muy igualado con el pívot neozelandés Steven Adams imponiendo su presencia bajo el aro y dándole la ventaja a los Grizzlies (14-20 con 4.01 en el reloj).

La diferencia para los visitantes aumentó gracias sobre todo a Bane, el máximo anotador del primer cuarto (25-34) con 11 puntos.

Nadie de los Spurs destacó en ese parcial inicial aunque los más afortunados fueron Derrick White y Keldon Johnson con 6 puntos por cabeza.

Brandon Clarke y un Jaren Jackson Jr. que se colgó del aro siguieron impulsando a los Grizzlies, que en el segundo cuarto lograron su mayor ventaja hasta entonces (32-47 con 7.13 para el descanso).

Pero los pupilos de Gregg Popovich no se daban por vencidos y Devin Vassell estrechó la diferencia en el luminoso en lo que comenzaba a parecer una remontada (48-55 a falta de 3.27 por disputarse) con los Spurs empezando a olerle el cogote a los Grizzlies.

El partido había dado un giro de 180 grados en pocos minutos y los Spurs se motivaron también para apretar los dientes en defensa.

El austriaco Jakob Poeltl, que había ido mejorando lenta pero progresivamente durante el encuentro, fue multado con falta defensiva por lo que a muchos pareció un extraordinario tapón a Bane.

De esta forma, los Grizzlies se fueron por delante tras la primera mitad (58-61) de la mano de un Morant eléctrico y que estaba en todas partes (15 puntos, un rebote y 4 asistencias).

MORANT, A FUEGO

El tercer cuarto continuó la pelea encarnizada, con los Grizzlies que parecían escaparse por momentos pero sin que los Spurs acabaran de rendirse.

Sin embargo, Morant entró en combustión.

Asistido por De'Anthony Melton, el genial base conectó un "alley-oop" y volvió a hacer un mate dos minutos después para culminar el tercer parcial con ventaja de los de Memphis (86-94).

En el arranque del último cuarto, los Grizzlies siguieron defendiendo su dominio del entorno de los 10 puntos y los Spurs tratando de recortar.

Una canasta de Derrick White ponía a los de San Antonio a solo 5 puntos abajo y segundos después Drew Eubank la recortaba todavía más (96-99 con 8.45 para el final).

Los Spurs daban señales de estar enteros y motivados a pesar de haber estado casi todo el encuentro por detrás y otra canasta de Eubank apretó aún más el marcador cuando todavía quedaba mucho tiempo (100-101 a falta de 6.57).

Los Grizzlies parecían nerviosos, pero Morant insistía en darlo todo para frenar a los Spurs.

A 4.52 del final Murray empató el encarnizado partido (106-106), pero Morant abrió brecha desde la línea de personal para evitar la remontada.

Finalmente, una canasta de Bane a falta de 15 segundos le dio la victoria a los Grizzlies en una batalla que los Spurs no dieron por perdida hasta el desenlace.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.